La continuidad operacional de tu empresa y el bienestar de las comunidades donde esta opera están fuertemente entrelazados. Las comunidades tienen el poder de potenciar o retrasar el alcance de tus objetivos, por esta razón, son un grupo de interés clave. Garantizar su buena gestión es una forma evitar riesgos operacionales y sociales.

Te contamos paso a paso, cómo empezar a implementar tu plan de gestión social para integrar el desarrollo de las comunidades en la gestión de tu empresa.

Primer paso:

Diagnóstico

En esta etapa inicial debes investigar todos los datos pre-existentes de la comunidad, incluyendo aspectos económicos, socio-culturales, ambientales, de infraestructura y/o servicios públicos. Esto te ayudará a definir las potencialidades, limitaciones y problemas de la comunidad, lo que te dará un panorama más amplio de la situación actual en la que se encuentra.

Segundo paso:

Definición de actores clave

Es importante definir quiénes son los actores clave de la comunidad, es decir, personas con influencia que viven, trabajan o actúan socialmente en la zona. Estos cumplen el rol de líder y juegan un papel determinante en las relaciones de poder y dinámica social del entorno. Para identificarlos, haz un mapeo que incluya sus datos de contacto, la percepción que tienen de tu empresa, el sector que representan y sus niveles de influencia.

Tercer paso:

Identificación de riesgos e impactos

Uno de tus compromisos principales con la comunidad debe ser minimizar, controlar, corregir y compensar los impactos negativos que pueda generar la ejecución de tus operaciones. Además de esto, potenciar y maximizar aquellos impactos positivos que le suman desarrollo al territorio.

Esta identificación puede ser para muchas empresas una tarea de enormes proporciones. No te sientas abrumado, es posible adaptarte al modo que resulte apropiado para el tamaño y la complejidad de tu empresa.

Cuarto paso:

Priorizar

Este es uno de los pasos coyunturales del proceso ya que a partir de toda la información recolectada, deberás definir cuáles de los riesgos y necesidades identificadas son los que afrontaremos con mayor urgencia. Defínelos con base en la probabilidad de que suceda y la magnitud de sus posibles impactos.  Al terminar este paso ya tendrás un norte más claro sobre cómo enfocar tu plan.

Quinto paso:

Objetivos

Una vez identificados los riesgos,  impactos y necesidades de las comunidades, establece cuáles son los objetivos principales de tu plan de desarrollo. Estos objetivos deben ser específicos, medibles, alcanzables y a tiempo. Para asegurarte que cumplan estas condiciones, asegúrate que responden a las siguientes preguntas: ¿Qué objetivo quieres conseguir? ¿Se puede medir su cumplimiento? ¿Tiene sentido y es posible lograrlo? ¿Por qué es importante? ¿Cuándo se tiene que cumplir?

Sexto paso:

Plan de acción

Con base en los objetivos propuestos, recopila las acciones a ejecutar y designa sus respectivos responsables. En este paso es importante que establezcas cronograma y entregables, así podrás tener un mayor control sobre el avance del proyecto y el cumplimiento de los tiempos.

Te recomendamos consignar esto en una matriz que resuma las acciones, indicadores de desempeño, fecha límite de finalización, responsable de la ejecución, recursos necesarios y procedimientos.

Séptimo paso:

Comunicación

El paso decisivo para establecer y cultivar una buena relación con los actores sociales es mantenerlos informados y dar respuesta a sus inquietudes o reclamaciones. Por lo tanto, debes informar a las comunidades afectadas y explicarles las acciones que tu empresa ha tomado en pro de su seguridad y desarrollo. Genera canales de doble vía, donde los vecinos puedan empoderarse de su rol y participar activamente. Esto lo logras brindando escenarios de dialogo e interrelación donde se difunda información relevante de manera periódica y se puedan establecer conversaciones con la comunidad.

Ahora que has llegado hasta aquí, no olvides que el seguimiento y el examen son componentes esenciales, ya que te permiten generar mejoras continuas a tu plan de acción.

 

 

 

0
Comments

Deja un comentario